You are currently browsing the tag archive for the ‘escribir’ tag.

Un blog es un puzzle. Cada post es una pieza. Un blog, como una vida, está compuesto de centenares, miles o millones de frágiles piezas que por si solas no ilustran apenas nada, pero juntas… juntas ofrecen el mosaico de una existencia.

En mi distorsionado modo de vivir la realidad, es como si me estuvieran cambiando el puzzle sin avisar. Una fuerza oculta esparciera piezas nuevas o las arrastrara fuera de la mesa.
Y, obviamente, nunca he sabido qué dibujo hay en la caja del puzzle…

.

A menudo, acude a mi mente la irrefutable máxima que todo es una solemne perdida de tiempo. Escribir esto, por ejemplo.
Pero a la vez, y ahí está el nudo gordiano de toda mi locura y mi intento de sobrellevarla mediante la escritura: yo, en realidad no existo. Sólo existo cuando escribo.

.

Todo el que lea esto, lector accidental, fugaz, de los que nunca comentan o seguidora fanática, SABE que si en un determinado momento yo no hubiese escrito algo en algún sitio, ahora no existiría en sus vidas.
Es decir, que si dejo de escribir, dejo de existir.


Anuncios

No hay nada más atroz y ridículo que darse cuenta que uno no tiene libertad de escribir lo que quiera en su propio blog.

Abandoné mi primer blog, porque me asfixiaba la responsabilidad. ¿Cuál? No lo sé… pero sentía como si de repente el suelo estuviera encerado y las paredes pintadas, y yo llegase a veces sucio y con ganas de ensuciar. Y algo me decía que no podía, que no debía hacerlo.

Entonces hice este.
Que no es otra cosa que, (ironía), más de lo mismo. Le puse fecha de caducidad para sobrevivir, pero hace ya algunas semanas que me asfixia.
¿Por qué?
Porque la vida, por más repetitiva que sean sus días, está en un movimiento constante; pero tan lento que es inapreciable. Un movimiento que me ha mutado hasta tal punto que no soy ni por asomo lo que era cuando empecé. O, simplemente, yo ya no me reconozco.

.

Y aunque en mi vida no haya pasado nada trascendente (y soy muy consciente que con esta frase acabo de borrar de un plumazo: muertes, besos, viajes, miedos, encuentros, descubrimientos y engaños) esto es un molde en el que ya no encajo.


trevorbrownIlustración de Tevor Brown

Todo está en continúo cambio y a la vez, nada cambia. O como dice el clásico: todo cambia para seguir igual.

A veces siento que si escribo es porque soy completamente incapaz de hacer otra cosa. No siento orgullo ni vanidad por ello, al contrario, una profunda depresión y sensación de impotencia me invade al ver como viven los demás.

suicidio

No entiendo el mundo, ni pretendo cambiarlo (¿por qué él a mí, sí?). Como mis admirados poetas malditos, mi vida ME es demasiada difícil para vivirla y aunque alguna vez me han dicho que palabras como éstas han ayudado a seres ajenos, no puedo alcanzar a comprender cómo.

marat

Hace casi un año que empecé las prácticas del CFGS en una empresa. Hace casi un año pues, que empecé a publicar, en mi blog de GrupoBuho, el Diario de un informático en prácticas. Lo que tiene que ser mi debut en el mundo editorial. Debut porque debería publicarlo.

¿Cómo?

A saber… La propia página de GrupoBuho permite que uno mismo se publique los libros, sin coste alguno (y sin repercusión alguna en el mundo real).

Hay mucha gente que ha publicado ya libros ahí.

La mayoría no tiene interés alguno (al menos para mí).

.

Esa es la opción rústica. La gloriosa seria que una editorial de verdad mostrara cierto interés en mi obra (en mis miserias debería decir).

Luego, tras ese debut, debería publicarse (esta vez en una editorial seria) el primer volumen de Los 400 golpes. Una serie de 100 relatos breves cuya característica más simpática es que cada uno ocupa 400 palabras, o menos.

Hace casi un año, y sigo igual.

Los primeros cien golpes no están acabados. Creo que me faltan unos diez, aunque con la impagable (porque no cobra) ayuda de Selyna ya hemos revisado una cuarta parte.

Del Diario he logrado rescribir, editar, y revisar, una porción. Pero es un proceso tan lento.

.

Soy perfectamente consciente que mi lentitud en la reescritura no sé debe sólo a la vagancia propia de alguien que prefiere escribir algo nuevo, antes que revisar algo escrito. Se debe, lectores cotillas, al pavor de acabar. ¿Y cuándo esté revisado qué? ¿Publicar? ¡Terror! Dar el más mínimo paso hacia esa dirección me aterra tanto que sigo dando vueltas en el mismo sitio.

Y así pasan los años.

.

Visitantes del ciber-espacio

  • 377.888 curios@s

Mis otros mundos

Acerca de este blog

Fecha de caducidad

Homer dice…

Deja comentario
Deja comentario


Por fin, años de soborno han dado sus frutos…

Premio Este blog ha sido galardonado con el desconocido e inventado Premio Violeta... También he sido finalista al premio Apio, al premio Yul Bryner, y al tocón de madera por mis posts sobre la madera.

Dónde perderse…

Yo en Hogwarts sería…

Anuncios