La novela póstuma e incompleta de Irène Némirovski vivió una aventura desde sus primeros bocetos hasta su publicación definitiva que quizás es más atrayente, entretenida y conmovedora que la propia narración que contiene.

suite-francesa

Centrándome en la novela (o los fragmentos existentes): “Tempestad en Junio” (la huída de las ciudades ante el avance nazi) es más colorida, más poliédrica, más rica que “Dolce”(la vida del pueblo francés bajo la ocupación).

Pese al tema, la autora no evita ciertos instantes de ironía, muy sutil, muy discreta, pero que equilibran una historia que pocos autores franceses podría haber expuesto mejor.
(A veces los de fuera nos pueden ver con la justa medida que nosotros, miopes de subjetivismo, no alcanzamos).

Unas perlas:
… cuando se produce un naufragio todas las clases sociales se juntan en cubierta.
A mayor riqueza, mayor tacañería.