“Si yo tuviera la fuerza de no hacer nada, no haría nada. Es porque no tengo la fuerza de no hacer nada por lo que escribo. No hay ninguna otra razón.”

“Escribo para no suicidarme”

.

París no se acaba nunca de Enrique Vila-Matas

.

.